Aguas cristalinas, bosques encantados y balcones insólitos

Vamos a otras tierras de naturaleza al cuadrado: la sierra de Urbasa-Andía y el nacedero del Urederra. Esta excursión seguro que te suena, y no nos extraña: la del nacedero es una ruta impactante y muy popular que discurre entre pozas de aguas turquesa y naturaleza en plenitud. Organízate bien porque hay que reservar cita antes de visitarlo.

Pero no solo del nacedero vive la Sierra de Urbasa. Este enorme hayedo —alias Parque Natural de Urbasa-Andía— pone a tu alcance cantidad de rutas de senderismo y BTT, y miradores de impresión como el Balcón de Ubaba, el mirador de Lizarraga y la mesa panorámica instalada junto al Palacio de Urbasa.

El contrapunto artístico lo da el Monasterio de Irantzu, una grandiosa abadía cisterciense construida entre los siglos XII y XIV, que vale tanto la pena por el monumento en sí como por el precioso entorno en el que se ubica.

  • Aguas cristalinas, bosques encantados y balcones insólitos

    Mil actividades en Tierras de Iranzu

    En esta zona de Tierra Estella puedes practicar senderismo —como el que te lleva al nacedero de Ubagua—, barranquismo en el cañón del río Iranzu, deportes náuticos en el embalse de Alloz o incluso parapente. 

    Además, este lugar es estupendo para empaparse de arte románico en el Monasterio de Irantzu o la Iglesia de Santa María de Eguiarte, por ejemplo. 

    Y si te gusta entrar en contacto con la cultura local, especialmente con la gastronómica, puedes visitar salineras, mielerías, queserías y hasta hacer una safari a la ganadería Alba Reta. En Tierras de Iranzu vas a estar entretenido sí o sí.

    Ver todas las actividades de Tierras de Iranzu
  • Aguas cristalinas, bosques encantados y balcones insólitos

    Un poco de aventura

    Recomendación final, especial si viajas con peques: súper jornada de aventuras en el Parque Urbasa Abentura. Tirolinas, puentes tibetanos, vías ferratas… ¡Pura diversión!

    Parques de aventura de Navarra

¿Buscas más planes?

Además, en este rinconcito de Navarra verás pastar a las ovejas latxas con cuya leche se elabora el queso Idiazábal. Cuando te topes con alguna ¡puedes darle las gracias por su delicioso trabajo! Y no olvides comprar un rico ejemplar para la vuelta a casa.

Como has podido observar, aunque la esencia de Urbasa es natural, no le faltan planes activos, culturales ni gastronómicos.